Método Pilates

Tu cuerpo equilibrado, descansado y sano

Pilates llamo a su técnica «Contrología»: La ciencia del control y la definió como la ciencia del arte del control voluntario de la mente sobre cada uno de los sistemas corporales.

Terapias de Pilates en Torrejón de Ardoz

Gracias al método pilates podrás:

  • Mejorar la postura, la cordinación y la estabilidad central y aumenta la flexibilidad.
  • Tonificar y fortalecer la musculatura.
  • Mejorar el sistema respiratorio y el sistema circulatorio (elimina toxinas).
  • Disminuir el dolor de espalda y en ocasiones los elimina.
  • Disminuir el estrés

«El Método» está basado en la relación entre la respiración y el buen uso del centro, con la estabilización como base para el movimiento libre. El uso de la respiración y del control nos hace conectar con uno mismo de una forma muy profunda y llena de significado.

El Método Pilates consiste pues, en reunir la combinación más eficiente de músculos para la ejecución de un movimiento proporcionando así un movimiento más fácil y saludable. No trata solo sobre la fuerza, si no sobre la organización de ésta. Su práctica nos proporciona un cuerpo moldeado y fuerte.

El Método Pilates una forma de entrenamiento físico y educación corporal muy completa y equilibrada. Sus ejercicios fortalecen, estiran y equilibran todo el cuerpo. Incluso son una fórmula de rehabilitación altamente efectiva.

Dirige su atención a los músculos profundos para lograr la estabilidad del centro del cuerpo y buscar el máximo control de los movimientos corporales a través del dominio mental.

Se basa en un programa muy seguro de ejercicios controlados de alta calidad. La respiración, la concentración, la alineación y la fluidez son claves. Prima la precisión de los ejercicios ante el exceso de repeticiones… calidad frente a cantidad.

“El sistema humano depende de la vitalidad del cuerpo, de la coordinación cuerpo-mente, de un equilibrio perfecto” J.H. Pilates.

Principios del pilates

Estabilizar: Comprender la importancia de iniciar el movimiento desde una plataforma estable. Un movimiento excesivo reduce la eficacia del resultado deseado.

Control: Pilates llamó a su técnica «Contrology» ya que se trata de mantener un control de la mente sobre los movimientos que realizamos.

Concentración: Realizar los ejercicios con conciencia corporal en cada movimiento «Centrándose en el movimiento correcto cada vez que se practique los ejercicios”.

Fluidez: Para que los movimientos sean fluidos, la organización de los mismos debe responder a una estabilización central.

Respiración: Comprender la importancia de la exhalación para estimular la respiración, facilitando el soporte del núcleo, poner house e intensificando así el movimiento.

Precisión: Movimientos precisos, sin compensaciones propias de las rigideces y de los desequilibrios musculares, con los aparatos y accesorios necesarios para obtener todos los beneficios de este Método.

Reproducir vídeo
Reproducir vídeo

Pilates y embarazo

El Pilates es una gran ayuda para la embarazada porque el organismo materno sufre grandes cambios como consecuencia de las alteraciones hormonales. La actividad física moderada durante este periodo puede resultar muy beneficiosa tanto para la madre como para el niño, siempre que sea guiada por profesionales con experiencia que permitan trabajar de forma segura.

Durante el embarazo, el Pilates nos ayudará a:

  • Mejorar la postura del cuerpo durante y después del embarazo.
  • Contrarrestar los cambios posturales en la columna, hombros y pelvis.
  • Fortalecer las piernas y el centro del cuerpo que sostiene la columna y trabajar con especial cuidado el suelo pélvico y músculos profundos responsables de la micción.

Está especialmente indicado para:

  • Personas que trabajan en oficinas
  • Deportistas
  • Mujeres embarazadas
  • Personas de avanzada edad
  • Post-parto
  • Como tratamiento terapéutico tras una lesión
  • Patologías relacionadas con la columna vertebral y el dolor de espalda
  • Y mucho más
Pilates